¿Por qué triunfa el paraguas personalizado?

¿Por qué triunfan los paraguas personalizados?

El objetivo general de la publicidad es motivar a las personas a comprar o usar tu producto o servicio, cambiar su opinión acerca de tu marca y crear entusiasmo.

Se busca crear emociones que conecten con las personas. Si el impacto es positivo, cuanto mayor sea el tiempo de exposición hacia tu marca, el vínculo que se crea es mayor y el recuerdo de marca también. 

Por eso es importante seleccionar artículos útiles que tu cliente utilice muy a menudo. Los paraguas publicitarios destacan por ser útiles y muy duraderos, por lo que aportarán a tu marca una gran visibilidad. Además son el producto estrella una vez llegan las lluvias.

Conoce la historia del paraguas

Según una leyenda china, el paraguas fue inventado por Lu Mei, una joven que había retado a su hermano a idear algo que les protegiese de la lluvia. En una noche, Lu Mei construyó un bastón del que pendían 32 varillas de bambú cubiertas de tela. Lo cierto es que el paraguas ya existía en China en el siglo XI a.

Pero fue a  finales del siglo XV, cuando resurgió en Francia el paraguas parasol, especialmente en París, que era visto como un objeto de lujo utilizado únicamente por los linajes más altos. 

Hoy en día, por suerte, es un elemento muy extendido entre las personas, y quién más, quién menos, tenemos uno, dos o más en casa, en el coche o en el trabajo. Los paraguas personalizados representan el mejor aliado para tu marca y por eso son el regalo promocional que desearás hacer en tu próxima acción de marketing. Descubre por qué.

¿En qué tipo de acciones puedes utilizar paraguas corporativos?

Hablamos de un regalo de empresa apto para todo tipo de público y que se adapta a cualquier sector, por lo que lo puedes utilizar:

Como regalo corporativo

Utilizar el paraguas como regalo corporativo para tus clientes te ayudará a promocionar tu marca, hacerla más visible y fidelizar a tu cliente.
Para ello tendrás que seleccionar el modelo de paraguas personalizado más adecuado. Si lo vas a dar masivamente quizás necesites un modelo más sencillo que no sea automático y con un diseño más simple. 

Sin embargo, para pequeñas acciones puedes optar por paraguas automáticos, de diseño y de marcas más reconocidas. Eso sí, nunca debes sacrificar el tipo de varillas si quieres que sean duraderos.

Como paraguas de cortesía 

En muchas ocasiones nuestros clientes vienen a visitarnos a nuestras empresas para conocer nuestras instalaciones. Un buen detalle para que no se mojen es darles la bienvenida con un paraguas corporativo que utilizarán cuando estén visitando la planta.

También es una buena idea tener paraguas de cortesía para las personas que nos visitan y no han traído uno.

Para eventos 

Cuando en un evento cabe la posibilidad de que llueva, un bonito detalle es tener preparado para cada asistente un paraguas publicitario. De esta manera se sentirán acogidos y recordarán el evento de una manera agradable.

Las acciones que puede realizar con ellos son innumerables.

¿Qué hace de un paraguas que sea una buena elección?

El paraguas personalizado es un clásico que sigue funcionando muy bien, sobre todo en climas donde la lluvia está muy presente. Es un buen soporte publicitario que cuenta con un área de personalización amplia donde proyectar tu imagen.

Pero, debes tener en cuenta varios aspectos para una buena elección:

Identifica cuál es el objetivo

Por un lado debes saber cuál es tu objetivo, para quién y a quién se lo vas a regalar. 

Tenemos un cliente que hace formaciones en su empresa a personas que vienen de lugares lejanos. Normalmente viajan en avión y en el pack de bienvenida, aparte de la libreta y el bolígrafo, siempre les dan un paraguas. En este caso, plegable,  ya que luego lo tienen que meter en la maleta.

En cambio, otro cliente hace paraguas de cortesía grandes para las visitas.

Es importante saber para qué lo queremos, ya que así podremos determinar si necesitamos uno plegable, de tamaño estándar o grande.

Elige un paraguas personalizado resistente

Algo en lo que hay que fijarse bien es en las varillas. Si queremos que sea resistente al viento, tenemos que elegir varillas de fibra de vidrio. Ahora mismo, tenemos paraguas de todos los tamaños con este tipo de varillas: paraguas de tamaño estándar, paraguas plegable automático y paraguas de golf. 

Ten en cuenta que si eliges unas varillas metálicas el paraguas será más económico, pero menos duradero.

Otras características del paraguas personalizado

También es importante tener en cuenta la tela. Puede ser de distintos materiales, pero en el que mejor resbala la lluvia es, sin duda, el poliéster pongee.

Para el mango, tenemos varias opciones: curvo o recto. Aquí depende del gusto de cada uno, pero cada vez más clientes nos piden con mango curvo, también en los XXL.

Y por último podemos elegir entre un modelo automático o manual. Hoy en día lo más habitual es que se compren los automáticos, ya que son más cómodos a la hora de abrirlos, pero aquí también entra el criterio de cada uno.

¿Cómo puedes personalizar el paraguas?

Las opciones de personalización son amplias. Se puede personalizar en un solo panel o en todos los paneles. 

Un paraguas con logo impreso es una personalización sencilla que puede funcionar. Aunque también puedes optar por diseños que ocupen varios paneles y creen un efecto mucho más dinámico.

Si lo que quieres es personalizar el paraguas con un diseño que abarque toda la tela, en SEQUIO te proponemos optar por un modelo confeccionado en exclusiva para tu empresa, y así podrás optar por un área de personalización mayor que en los paraguas de serie.

En cambio, si lo que buscas es una personalización muy discreta, podemos imprimir tu logotipo en el asa o en la funda del paraguas.


Como puedes ver, las posibilidades son infinitas. Si quieres empezar ya con tu campaña de paraguas personalizados, ponte en contacto con el equipo de SEQUIO Regalos de Empresa. Felices de ayudarte.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *